Dancer (Steven Cantor, Reino Unido, 2016)

Karma Films estrena el 19 de mayo un fantástico documental sobre la figura polémica y muy controvertida del chico que se convirtió en primer bailarín de la Royal Ballet de Londres con sólo 17 años.

Sergei Polunin acabó sucumbiendo ante la desidia y rechazó su puesto para probar a vivir sin la danza, pero claramente no pudo. En principio, preparó una coreografía junto a su mejor amigo para grabarla en vídeo y colgarla en youtube, con los mejores profesionales. Esa iba a ser su verdadera despedida del mundo de la danza. Pero el vídeo tuvo millones de visitas y nuevamente Polunin sucumbió a la fama y renació de nuevo. Os dejamos aquí esa grabación:

Y empezamos con el final porque esta canción: Take me to church, que podría ser la banda sonora no sólo del documental sino de la vida del bailarín, se mimetiza con su vida, con su forma de sentir, con sus idas y venidas; con sus subidas y bajadas; con sus sueños y aspiraciones y sus fracasos, con sus virtudes y sus defectos. Es la síntesis de un ser al que su vida se le hace demasiado grande.

El documental sigue un esquema convencional que no necesita de ningún recoveco formal para contarnos la historia de Sergei, ya que en sí misma tiene tanta fuerza, que cualquier floritura hubiera sido innecesaria e incluso superflua. El personaje se come a las formas. Y Sergei aparte de un impresionante bailarín es todo un personaje.

Algo siento cada vez que veo a alguien bailar ballet, es una sensación como diría Billy Elliot en la que “cuando empiezan a moverse lo olvido todo y todo desaparece. Siento un cambio en mi cuerpo como si tuviera fuego dentro. Y me veo volando como un pájaro. Siento electricidad”. Nunca he bailado y mi coordinación es la de un bebé pero sin lugar a dudas puedo sentir algo muy parecido cuando veo a alguien bailar ballet de una manera sublime, sea hombre o mujer.

Ver a Sergei Polunin en el escenario hace que tiembles, que se te erice el cabello, que sientas su inconformismo, su frustración, su ambivalencia. Sólo por ello ya merece la pena este documental, especialmente diseñado para los que no entienden o no comparten ese amor por el ballet, para los descreídos y para los que desconozcan la figura de un bailarín mítico (sin duda se ha convertido en un mito) y eterno  y del que, por su actual juventud aún, tendremos muchas más noticias seguro.

Dancer pasa a formar parte de mis películas favoritas sobre ballet. Mi top y por muy distintos motivos personales que seguramente algún día os contaré es:

  1. Billy Elliot
  2. Cisne negro
  3. La danza
  4. Dancer

 

Premios: 

British Independent Film Awards (BIFA): nominada a mejor documental
Sindicato de Productores (PGA): Nominada a Mejor documental

Sinopsis:
Documental sobre la figura del bailarín de ballet Sergei Polunin.
Nota: 7.5

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *