Las películas que no deberíamos perdernos en San Sebastián

 

Zinemaldia-62-Festival-de-San-Sebastián-Poster-5518

Por tercer año consecutivo, nos iremos quizás a nuestra ciudad predilecta a vivir el que para nosotros sigue siendo nuestro festival favorito después de Cannes. Jornadas maratonianas no sólo para ver el mejor cine que posiblemente se estrenará todo el año que viene sino también para contároslo y hacer que lo disfrutéis en el futuro.

Cada año hacemos lo que hacen la mayoría de medios. Nos levantamos a las 8 y nos acostamos a las 2 para escribir sobre las cintas que hemos ido viendo, para que no se os escape ninguna anécdota sobre lo que en este festival acontece. Pero hemos decidido innovar, ni todas las películas que vemos se merecen una crítica, bastaría con una frase, ni vosotros merecéis que perdáis tiempo leyendo sobre cintas que no lo merecen. Por eso nuestras crónicas diarias serán mucho más pequeñas, sólo para que sepáis cuáles son los ánimos, qué películas deslumbran y cuáles son soporíferas. Pero lo realmente importante es que un día o dos antes de la clausura, colgaremos nuestros post importantes con las mejores películas del festival y las razones por las que nos lo parecen. Y también con las más sobrevaloradas e injustamente programadas en Zinemaldia.

Este año San Sebastián se ha hecho de rogar, hace tan sólo unos días ha presentado su jurado oficial, capitaneado por Fernando Bovaira, más conocido por ser el productor de Alejandro Amenábar. Mariana Rondón, quien consiguió la Concha de oro del Festival por esa película chiquita y perfecta que es Pelo malo o Nattasja Kinski, quien se convirtió en mito sexual de todos y todas, al menos entre París y Texas, también formarán parte del jurado.

La iraní Marjane Satrapi, autora de “Persépolis”, el actor rumano Vlad Ivanov, el director de fotografía Reinhold Vorschneider y el realizador singapurés Eric Khoo completan el jurado oficial.

Boyhood se estrenó el viernes en España y su director Richard Linklater visitará la capital donostiarra para recibir el Premio Fipresci de la crítica que se impuso a otras dos grandes cintas del año: El gran hotel Budapest de Wes Anderson o Ida de Pawel Pawlikowski.

Y ahora repasemos ya sabiendo que este año las entradas han volado en los primeros tres días a la venta, las distintas secciones del festival.

LAS RETROSPECTIVAS:

Este año las retrospectivas están dedicadas a la cineasta americana Dorothy Arzner y a un fantástico ciclo que no daría ni siquiera tiempo a abarcar en su totalidad en los 8 días de gran cine en Donostia: Promesas del este. Son 50 títulos entre las producciones más interesantes y autorales de los países del este europeo en los últimos años. Nuestras recomendaciones son, desde las más conocidas Beyond the hills (de Cristian Mungiu director de 4 meses, 3 semanas y 2 días); En tierra de nadie  (de Danis Tanovic, quien este año concursa en la sección oficial de San Sebastián y que con esta película acabó arrebatándole el Oscar cantado a Amelie, como mejor película extranjera); Stesti o Algo parecido a la felicidad (Ganadora de la Concha de Oro de San Sebastián en 2005) o Grbavica, de Jasmila Zbanic (que ganó el Oso de Oro en Berlín y que concursó el año pasado en San Sebastián con una cinta más bien olvidable: For whose who can tell no tales). Entre las opciones menos conocidas destacan tres propuestas por encima de todas las demás: My dog killer de Mira Fornay (fue uno de los tres Tiger Awards a las mejores películas de Rotterdam. Es una película redonda y muy muy dura); Milosc /Amor (Ganadora del premio Luna de Valencia a la mejor película en Cinemajove: Una oda al amor en crisis, dura pero necesaria) y Klass (pocas veces nos llegan películas de Estonia y menos de un tema tan “americanizado” como las matanzas en institutos. Su pulso es firme, intenso y tiene mucho de trasfondo social. Da en la diana).

SECCIÓN OFICIAL.

17 películas a concurso y 4 fuera de concurso. Entre las 17 cuatro cintas son españolas y son muy diferentes temáticas y modos: La isla mínima (quizás la esperanza autoral del año, dirigida por el siempre grande Alberto Rodriguez: Grupo 7); Autómata (una cinta extraña protagonizada por Antonio Banderas y dirigida por ese cineasta eminentemente estético que sorprendió a propios y extraños con “Hierro” para lucimiento de Elena Anaya; ahora se atreve con sociedades automatizadas, robots y, tal vez, apocalipsis); Loreak de Jon Garaño y Jose Mari Goenaga (esperamos que nos sorprenda y endulce tanto como su predecesora 80 Egunean. No sabéis la ilusión que nos hizo saber que estos dos cineastas optaban a la Concha de Oro, porque su tierna mirada se lo merece). Lo que no imaginamos es que un cineasta que se había atrevido a realizar Diamond Flash, también apareciera en sección oficial con su segundo experimento: Magical Girl, y una vez vista la cinta que no tiene otro apelativo posible que mágica e hipnótica; no nos extraña lo más mínimo. Atención a esta cinta que Avalon estrenará en cines el 17 de octubre y que mucho me temo que el equipo capitaneado por Bovaira, no se atreverá a premiar.

Atención al resto de la sección oficial, porque este año cuenta con pesos pesados como Mia Hansen-Love (Le pere de mes enfants o Un amour de jeunesse) con la cinta Eden; Sussane Bier (directora de En un mundo mejor por la que consiguió el Oscar o de Hermanos, que después tuvo su temida secuela estadounidense) con la cinta En chance til. A second chance.; François Ozon (ganador de la Concha de Oro hace dos ediciones con la redonda En la casa y responsable de una filmografía siempre exquisita) con la cinta Une nouvelle amie; Danis Tanovic (también como ya dijimos con Oscar a la película extranjera con una peli que se podrá ver también estos días: En tierra de nadie o responsable de una de las mejores películas estrenadas en 2014: La mujer del chatarrero de la que se ha hablado bastante menos de lo que se debería; Christian Petzold que presenta Phoenix (es un denostado cineasta alemán que cuenta con varias joyas entre las que destacamos: Bárbara o la más redonda: Die Innere Sicherheit, sobre terrorismo, familia y adolescencia); Bille August no necesita demasiada presentación y esperemos que con su Silent heart se sitúe bastante más cerca de Las mejores intenciones y de Bergman que de su última creación recientemente estrenada en España: Tren de noche a Lisboa.

La sección oficial la completan la cinta argentina Aire libre, una nueva vuelta de tuerca al mito de Casanova dirigida por Michael Sturminger; la nueva promesa canadiense de Felix et Meira (recientemente elegida mejor cinta canadiense en el Certamen de Toronto); la cinta coreana Haemu; la francesa Vie Sauvage (que aún dirigida por Cedric Kahn y ser un director insulso, es una de las a priori más atractivas de la competición; La voz en off será la apuesta chilena de Christian Jimenez para la Concha de oro.

Por último, The drop (La entrega) se estrenará el 26 de septiembre y protagonizada por el gran Tom Hardy en Locke, se convierte a priori en una opción interesante.

Fuera de competición se encuentran cuatro películas bastante esperadas y que perfectamente podrían haber entrado a concurso. Siempre desconocemos las razones por las que esto no ocurre:

Samba, la nueva cinta de los directores de Intocable.

The equalizer, un thriller de acción de Antoine Fuqua que permitirá a Denzel Washington presentarla y después recoger su Premio Donostia.

Lasa y Zabala de Pablo Malo que a dos días de la puesta a la venta de las entradas agotó las localidades para público junto a las de La isla mínima.

Murieron por encima de sus posibilidades, que aunque se trate de una comedia hubiera merecido seguramente estar a competición, porque su director Isaki Lacuesta cuenta ya con una Concha de Oro por Los pasos dobles, aunque nosotros sigamos quedándonos con La leyenda del tiempo.

Por último y como proyección especial, Iciar Bollaín presentará En tierra extraña, sobre los emigrantes españoles en el extranjero que deben forjarse un futuro mejor.

PERLAS:

Como siempre Perlas de otros festivales nos trae lo mejor de los distintos festivales de cine y sus premios. Nuestras apuestas seguras son:

Winter Sleep fue la ganadora de Cannes este año y está dirigida por el turco Nuri Bilge Ceylan.

Black coal thin Ice es un thriller que se alzó con el OSo de Oro de Berlín.

Bande des filles es la nueva película de Celine Sciama, la directora que nos deslumbró con Tomboy y que ahora nos trae una cinta sobre institutos, bullyng y algo que nos recuerda al Thirteen de Catherine Hardwicke.

Mommy: Si te gusta el enfant terrible del cine mundial, con tan sólo  26 años, este atractivo canadiense: Xavier Dolan, ha conseguido colocar sus cinco películas en secciones importantes y muchas oficiales de los más importantes festivales de cine. Su cine naif, estético, ultramodernista y con un tempo cercano a Gus Van Sant y una manera de sentir parecida a la Almodovar, Dolan se convierte en una opción segura después de ganar ex-aequo junto a Godard, el premio del Jurado de Cannes.

Pasolini: O la crónica negra de los últimos años del cineasta maldito. Vista por Ferrara. Cuanto menos interesante la manera en la que se haya acercado a lo que sentía.

Still the water de Naomi Kawase se convierte en paradigma de lo que su productor reivindica (LLuis Miñarro): El cine pequeño.

Relatos salvajes es al cine argentino un compendio parecido a nuestro Historias para no dormir patrio pero con una estructura mucho más dantesca y malsana y en una única cinta.

The tribe es posiblemente la película que más ganas tenemos de ver en Perlas del Zinemaldia. Ganadora de la Semana de la crítica de Cannes y con una arrebatadora sinopsis y poster: Un adolescente sordomudo ingresa en un internado especial donde, para sobrevivir, tiene que formar parte de una organización salvaje, la Tribu. Su amor por una de las concubinas del Jefe lo llevará a romper todas las reglas no escritas en la jerarquía de la Tribu.

The salt of the earth: Un nuevo documental de Win Wenders con el hijo de Sebastiao Salgado que nos habla sobre la mirada de este famoso poeta visual y fotógrafo. Muy pronto la crítica de este documental duro y visualmente maravilloso.

Difret: Festival de Sundance: Premio del público al mejor film internacional para esta historia de Etiopía sobre secuestros y desapariciones.

Otras propuestas con gancho son: The dissapearence of Eleanor Rigby, que recibirá la visita de Jessica Chanstain para su presentación; el documental Love is strange o La chambre bleu (a la manera de Intimidad de Cherau, pero esta vez dirigida por la mirada descarnada y loca del también actor Mathieu Amalric, director que conseguiría premio en Cannes por Tournée).

El otro premio Donostia de este año: Benicio del Toro vendrá de la mano de Escobar: Paradise Lost.

Todas las películas de la Sección Perlas serán candidatas al Premio del Público, que será otorgado por votación de los espectadores asistentes a la primera proyección pública de cada película de dicha sección. El Premio del Público se compone de dos galardones: un Primer Premio a la Mejor Película, dotado con 50.000 euros, y un Segundo Premio a la Mejor Película Europea, dotado con 20.000 euros. El Premio del Público está destinado al distribuidor de la película en España.
ZABALTEGUI:

Dieciocho títulos lo conforman. Nos quedamos con estos cinco:

P’tit’ Quinquin de Bruno Dumont: La historia de una improbable y excéntrica investigación policial enfocada en los extraños crímenes en un pequeño pueblo costero del norte de Francia. Después de realizar Camille Claudel y sorprender siempre con un estilo tosco.
Im Keller / In the basemente de Ulrich Seidl: UIrich Seidl presentó su último trabajo en el Festival de Venecia, una película que trata de describir la relación que los austríacos mantienen con sus sótanos y de definir las peculiaridades de los sótanos austríacos.
Red army de Gabe Polsky: Un documental sobre la Unión Soviética y la más gloriosa dinastía en su historia deportiva: el equipo de hockey del Ejército Rojo.
Felice chi è diverso de Gianni Amelio: Un documental de Gianni Amelio acerca de una Italia oculta, nunca revelada, descubierta por una cámara que prefiere explorar la realidad antes que la ficción: la Italia gay tal y como se vivió en el siglo XX.
The kingdom of dreams and madness de Mami Sunada: Un largometraje documental sobre el célebre estudio de cine de animación Ghibli que desvela el trabajo de su personal clave: el director Hayao Miyazaki, el productor Toshio Suzuki y el esquivo”otro” director, Isao Takahata. 
Las españolas: Basilio Martín Patino. La décima carta; la vasca El último viaje de Hubert Le Blon; Negociador de Borja Cobeaga, Paco de Lucía: La búsqueda; El último adiós de Bette Davis y The Field de Atsier Altuna. También de Aitor Arregui se presenta Ella compra en Zarauz.
Tienen muy buena pinta aunque no las incluimos en nuestro Top 5: challat of Tunis; Finding Fela; Le pàradoxe de John Malkovich; Rock in my pockets; la georgiana Simindis Kundzuli con el siguiente argumento: Un anciano de Abjazia y su joven nieta están decididos a plantar maíz en una isla creada por la crecida del río Enguri. Pero los soldados georgianos andan cerca; Violent y Watashi No otoko.

NUEVOS DIRECTORES:

Entre las 13 películas dos españolas: Los tontos y los estúpidos de Roberto Castón (director de Ander) o Hermes Paracuello, responsable de No todo es vigilia, una cinta sobre el amor o la pérdida de él en la tercera edad.

De alguna manera las películas más interesantes de esta sección son Chrieg, Cain’s children, The lesson o Vincent, quizás por aparentemente ser las más radicales y, por tanto, si nos tuviéramos que quedar con una, probablemente sólo veríamos Cain’s Children: Tres jóvenes, todos ellos autores de asesinatos. Tras descubrir sus rostros inolvidables y sus inquietantes relatos en un documental sobre las cárceles que fue prohibido en 1984, el director sale a buscarlos y descubre secretos nunca desvelados y una Hungría que no conocía. Un documental húngaro que difícilmente se nos escapará.

 

HORIZONTES LATINOS:

Este año lo de Horizontes latinos es algo digno de reseñar, no existe ni una sóla de las películas que no haya sido seleccionada en grandes festivales internacionales:

De Locarno llegan: Dos disparos (una cinta argentina cuya sinopsis nos vuelve locos: Mariano, de 16 años, regresa una madrugada a su casa y encuentra un revólver en el garaje. Sin pensarlo, se dispara dos veces, pero sobrevive.); La princesa de Francia o la cinta que recibió la Mención especial del festival y que tiene un maravilloso poster: Vientos de agosto.

De Berlín llegan Ciencias naturales (que a priori no nos interesa demasiado); Praia do futuro (que es la peli gay por excelencia de este año y a la que llevamos echando el ojo desde hace meses); GÜeros (mejor ópera prima en Berlín y también concursó en la sección oficial del festival de cine de Tribeca); La tercera orilla y, sobre todo, Historia del miedo (desde Argentina se construye los paradigmas del miedo y se deconstruye los horrores humanos. Pinta fantástica y ya fue bien recibida en la Berlinale).

De Rotterdam, en ese certamen donde concursó Miñarro, también lo hizo Casa grande, una jugosa aparentemente película brasileña.

De Sundance llega la mejor película de la Sección World, esta vez chilena y basada en hechos reales: Matar a un hombre de Alejandro Fernánder Armero.  Es dura y seca pero muy interesante.

De Cannes llegan dos películas: Gente de bien de la Quinzaine de Realizateurs y otra de las más esperadas, aunque muchos detesten a Lisandro Alonso: Jauja llega para quedarse y viene de alzarse con el Premio Fipresci en Un certain Regard y cosechar las mejores críticas (entre críticos digo, no meto a Boyero).

Atención a La salada, ganadora de Cine en construcción 2013 y sobre todo a Refugiado, una cinta argentina de Diego Lerman que se estrenará en España de la mano de Caramel Films el 3 de octubre y que nos habla de la huida y del miedo; el terror cotidiano de una madre huyendo de su marido maltratador, casi como si fuera un thriller. El miedo se huele, el sudor se siente, la angustia se respira y la atmósfera es descorazonadora.

 

MADE IN SPAIN:

Un total de once películas componen la programación de la sección Made in Spain del Festival de San Sebastián, que recoge algunas de las más destacadas producciones españolas del año. Entre ellas, cómo no la película más taquillera del cine español: Ocho apellidos vascos y otra mucho más viva y vivaz (valga la redundancia): Carmina y amén de Paco León (secuela de Carmina o revienta.

Entre lo mejor que se podrá ver, apunten cinco títulos bien diferetes:

10000 Kms, con permiso de otras 10000 noches en ninguna parte, sin duda la mejor película estrenada este año en cines y española. Ganadora por una vez de manera justa y con una calidad superior a muchos años, del denostado Festival de Málaga.

Hermosa Juventud de Jaime Rosales, que concursó en la Sección Oficial Un certain Regard de Cannes.

Ârtico: Posiblemente la película más arriesgada y redonda de su creador Gabriel Velázquez, al que entrevistamos ampliamente hace unos meses. Cinta con Mención Especial de la sección Generation de Berlín y que pudimos ver en el I Festival de cine Independiente de El Hornillo: Ruralarte, junto a Los primeros días y Familystrip.

Stella Cadente: Precisamente del mismo director que Familystrip es este viaje a los días de Amadeo de Saboya, personalísimo, voyeur, adolescente y naif.

Sobre la martxa: El inventor de la selva. O cómo crear una selva al lado de una autopista. Un documental bello extraño y con un lema: ir haciendo sobre la marcha.

Por cierto nos falta A escondidas, de Mikel Rueda.

 

ZINEMIRA +  ZINEMIRA KIMUAK:

Dentro de Zinemira se proyectarán ‘Ateak zabalduz (Abriendo puertas)’ de Juanmi Gutiérrez, ‘Five days to dance’ de Rafa Molés y Pepe Andreu, ‘Notas en movimiento’ de Oskar Tejedor, ‘Señales de vida: Néstor Basterretxea’ de Gentzane Martínez de Osaba y Alexander García de Vicuña, ‘I am Haiti’ de Raúl de la Fuente y ‘Lantanda’ de Gorka Gamarra. Estos dos últimos documentales serán estrenos mundiales.

Más la remesa de grandes documentales que siempre llegan desde Kimuak.

 

SAVAGE CINEMA:

SAVAGE CINEMA presenta los seis títulos que componen la programación de su 2ª edición
Una selección de largometrajes que refleja el deseo de la sección de representar los estilos de vida y los retos deportivos que amplían, con cada pequeño progreso, las fronteras del término “deporte de acción”
On Any Sunday – The Next Chapter yValley Uprising; la performance y el éxito de atletas como el snowboarder Jeremy Jones en Higher o Marc Márquez; el descalabro deportivo y moral de un antihéroe como David Martelleur en Danger Dave y su autodestrucción en los paisajes urbanos del mundo del skate; la pasión irracional por una afición que dura toda una vida, representada en Days Of My Youth a través del esquí; y la libertad que supone vivir al margen de la sociedad, como Shinya Kimura, artista creador de motos únicas en The Greasy Hands Preachers, que se sale del mercantilismo dominante y renuncia a una carrera en busca de fama y dinero. Valley Uprising, la esperada historia de tres generaciones de escaladores obsesionados por las paredes de Yosemite que revolucionaron el deporte.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *