Fallece la grandísima actriz Terele Pávez

Aún conmocionados porque los que somos cinéfilos sufrimos el doble cuando se muere alguien a quien admiramos del mundo del séptimo arte. Sufrimos su pérdida como humano, que podría no afectarnos pero también se nos quita un pequeño privilegio que no solemos compartir, que es seguir viéndoles crecer en pantalla grande, en la sala oscura y también obteniendo el beneplácito de crítica y público. Disfrutamos con eso, sin duda, pero la muerte nos lastra nuestras aspiraciones, como humanos y como cinéfilos. Las muertes duelen sobre todo cuando son repentinas, cuando no te las esperas. Y con Terele, igual que nos pasó con su amigo Álex Angulo, nos ha dejado completamente noqueados. Se va una grande de nuestro cine y se va (como leía a mi amigo y compi de facultad Mik Havoc), la posibilidad de algún día, como una inverosimil quimera, escribir un personaje para ella, de que se luciera con él y de conseguir que nuestra película fuera admirada. Ya no será posible, pero seguiremos, sin duda, disfrutando de sus magníficos trabajos.

Nos ha dejado Terele Pávez, una mujer que por su fuerza arrolladora, por su simple presencia en escena, era capaz de levantar una producción. Un reparto se enriquecía con su figura por muy malo que fuera el guión, por muy absurda que fuera la historia y anecdóticos los personajes.

Pero la vida es así, llega a su fin, incluso cuando menos te lo esperas. Terele ha fallecido en Madrid en el Hospital de la Paz a los 78 años de edad, después de sufrir un repentino derrame cerebral y nos deja después de casi cien trabajos en la gran pantalla.

Empezó con Berlanga, en un papel que el amigo de la familia Jess Franco, le consiguió para la película Novio a la vista. Tenía sólo doce años y era la década de los 50. En 1959 el propio Jess Franco la dirigió en Tenemos 18 años. Hija de artistas, hermana de actrices (Enma Penella, también fallecida y de Elisa Montes), tía de artistas ya que Elisa Montes es la madre de Adriana Ozores… Las tres actrices: Enma Penella, Elisa Montes y Terele Pavez, sólo coincidieron en La cuarta ventana de Julio Coll.

De los sesenta, setenta y ochenta destacar el teatro y las oportunidades que le brindaron Mario Camus con Los santos inocentes, Requiem por un campesino español y El lute II: Mañana seré libre. Aunque fueron otras dos cintas las que le aportarían sendas nominaciones al Goya a la mejor actriz de reparto: Laura, del cielo llega y Diario de invierno. 

En los 90 tuvo ese ostracismo de la industria del que tardó en recuperarse, pero su amigo Álex de la Iglesia la catapultó hasta convertirse en la figura imprescindible dell cine español que ha acabado siendo: El día de la bestia, La comunidad o Las brujas de Zugarramurdi, son algunas de las películas que han realizado conjuntamente, (ésta última le proporcionó su único y merecido Goya a la mejor actriz de reparto),

Si tuviéramos que quedarnos con una sóla interpretación de Terele, nos tendríamos que debatir entre La comunidad o Los santos inocentes, que puede presumir de tener el mejor casting y reparto de todo el cine español, sin excepciones.

Creo, sin miedo a equivocarme que el cine español le debe muchísimo más reconocimiento a Terele que ese Goya, que parecía de rebote: El Festival de San Sebastián se queda sin otorgarle el Premio Donostia, el de Sitges sí le dio el Premio Nosferatu a toda su carrera el año pasado. Lo último estrenado en pantalla grande fue una peli muy pequeña, sensible, cercana y muy sincera La puerta abierta y este mismo año El bar de su maestro:  Álex de la Iglesia.

 

Escena de la película El día de la bestia de Álex de la Iglesia, en la que también participaba como protagonista el también fallecido Álex Angulo. 

 

El cine tiene algo, como todos los artes que pasado el tiempo se puede seguir disfrutando. La vida se ha llevado a la actriz pero su trabajo todavía podemos verlo, analizarlo, disfrutarlo. De hecho trabajo inédito aún. Terele terminó este año dos películas, una que esperamos que tenga un próximo estreno, la ópera prima en largometraje de Fran Ariza (creador de la serie de Mediaset Perdóname, señor) y que nos brinda la imagen que hemos elegido para este post: ¡Ay mi madre!, junto a Estefanía de los Santos, Secun de la Rosa, Mariola Fuentes y Paz Vega y otra cinta que aún está en fase de postproducción y que se rodó en la República Dominica, bajo  dirección de  Miguel Ángel García de la Calera y que lleva por nombre Caribe Mix. En ella, Terele estuvo acompañada de Hiba Abouk, Cristina Castaño, Marc Clotet y Antonio Velázquez.

 

Aquí podéis consultar toda la filmografía de esta grandísima actriz, todas sus nominaciones, sus premios…

Ay, Terele, Terele! Descansa en paz!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *