65 Festival de San Sebastián: 120 pulsaciones por minuto

La sorpresa de Cannes del año 2017 fue esta cinta francesa dirigida por Robin Campillo y protagonizada por el joven Nahuel Pérez-Biscayart. Gran Premio del Jurado y Premio Fipresci en el Festival de Cannes. De una manera asamblearia, política y llena de utópicos objetivos, a la manera en que Santiago Mitre se enfrentó a El estudiante. Campillo nos cuenta una historia dolorosa, sensible pero juvenil sobre los inicios del Sida en Francia. De cómo afectó a la población homosexual y sobre todo de cómo se tuvieron que enfrentar social y políticamente con los altos poderes para conseguir asistencia médica y amparo social.

París, principios de los años 90. Un grupo de jóvenes activistas intenta generar conciencia sobre el SIDA. Un nuevo miembro del grupo, Nathan, se quedará sorprendido ante la radicalidad y energía de Sean, que gasta su último aliento en la lucha.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.