14ª Muestra Syfy 2017 Día 3: Logan, los superhéroes y yo

No solemos tener buenos recuerdos de las películas que han abierto la Muestra Syfy en los últimos años, exceptuando The invitation (La invitación) de Karyn Kusama (que ganó el Festival de Sitges en 2015)  y que a nosotros personalmente nos encantó. Logan parecía que caería más del lado de John Carter que de The invitation pero ha sido toda una sorpresa.

Y llegó la sorpresa. Hablo de una forma completamente subjetiva y radical -si se quiere- (como deberían ser todas las opiniones sin necesidad de salvaguardar ni el puesto ni las vestiduras), cuando afirmo que si hay un género con el que de manera casi categórica no puedo es con el género de acción en concreto con superhéroes de por medio. Me estresa solo pensar en enfrentarme a ver dos horas en pantalla grande de un señor X que por motivos radioactivos o vaya usted a saber los por qués, resulta que tiene superpoderes…

Por eso cuando descubrí los Batman de Nolan aunque no es demasiado producto de admiración su cine lejos de esa saga o de Following, hubo un intento de adentrarme en ese género pero tras algunos Spiderman; otros Superman (peor aún) y El capitán América decidí que ese sería mi final. Porque no lo aguantaba. Me daba rabia porque les decía a todos que podía ver y “disfrutar”; de cualquier película ya fuera ultracomercial o llegada de ese país que ni sale en el mapa y en la que podemos observar cómo va creciendo la hierba; pero en realidad había un género, todo un género tremendamente inexplorado por mi. Así que no sin auto decepción me dije que sólo vería películas de superhéroes si era estrictamente necesario para la cobertura de un festival o para poder realizar la critica de alguna película para su productora de cara a un futuro estreno.

Y van los de la Muestra Syfy e inauguran su evento con la nueva película de la saga X men con la que Hugh Jackman se despedía del personaje de Wolverine (del hombre lobo). Era su tercera película en la saga y no había visto ninguna de ellas. Me pensé en hacer un maratón la semana antes de la muestra pero no me decidí al final porque quería llegar virgen a lo perpetrado por aquel gran director que fue James Mangold (Inocencia interrumpida, En la cuerda floja e incluso Identidad) y luego se le olvidó el oficio y perpetró engendros como Noche y día para ¿lucimiento? de Tom Cruise y Cameron Diaz… Toda esa información si la tenía asi que iba al cine con un miedo atroz pero con algo de esperanza por el director y me atrapó la historia.

Logan es un héroe maduro, taciturno, cansado de sí mismo y perpetuo aprendiz en un oficio que quizás se le quede grande. Logan siente aunque con una coraza impuesta que se va quitando capas mientras acaba el metraje.

Logan es a X-Men lo mismo que Sam Mendes es para las tres películas que dirigió de James Bond y gustará e incluso embelesará a aquellos que como yo no disfrutan con este género. A sus fans, es decir, la mayoría de la gente, les faltará acción y les sobrará dramatismo y emociones. Pero como dice Leticia Dolera: A las mujeres la violencia también les pertenece. Y a los hombres también les pertenecen las emociones y los sentimientos. Quizás es la hora de que lo tengan en cuenta para conseguir atraer a propios y extraños. De todas formas gracias a la Muestra por empezar con una película valiente y a Fox por respaldarla. Empezaremos a ver X-Men

 

Sinopsis: Sin sus poderes, por primera vez, Wolverine es verdaderamente vulnerable. Después de una vida de dolor y angustia, sin rumbo y perdido en el mundo donde los X-Men son leyenda, su mentor Charles Xavier lo convence de asumir una última misión: proteger a una joven que será la única esperanza para la raza mutante… Tercera y última película protagonizada por Hugh Jackman en el papel de Lobezno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *